Blog

13 museos underground en la ciudad

13 museos underground en la ciudad - balancevital.com.mx

Museos poco conocidos ya sea por su ubicación oculta, su poca publicidad, o sus exhibiciones con temas poco usuales.

Lo esotérico o lo oculto siempre aguardará sorpresas. El underground, como territorio de confort de aquellas ideas, expresiones o percepciones no comunes, ampara, paradójicamente, las tendencias que en un futuro tal vez bastante lejano se darán a conocer. Es más usual escuchar el término underground en las artes callejeras, especialmente en la literatura y la música. En la literatura, se habla de escritores que en su época fueron señalados e incluso condenados por su forma poco usual de expresar al mundo —en la Ciudad de México, Parménides García Saldaña y su literatura de onda a manera de ejemplo. En la música sobresalen aquellos proyectos cuya base no es la de una institución musical sino la de experiencia, y que no alcanzan una fama como tal para ser reconocidos por las mayorías. Lo underground siempre será lo esotérico, lo que tal vez no es para todos no porque sea prohibido, sino porque no es entendido por la época.

Cada ciudad tiene sus sitios underground en donde se revelan una serie de locuras (refiriendo locura como toda manifestación libre de prejuicios sociales) y cientos de mimesis fabricadas por rebeldes de la costumbre y editores del sistema. Es el underground el que devela ideas olvidadas que pueden dar fruto a nuevas (posibles respuestas) en el presente.

En nuestra capital y sus suburbios existen infinidad de sitios que propician el arte y cultura de forma subterránea. Foros, galerías, casas de cultura, en fin… La siguiente recomendación pretende enlistar sólo aquellos recintos denominados como museo; museos que a pesar de ser instituciones han tomado calidad como underground por su ubicación desconocida o su poca publicidad, además de que en ellos se exhiben temas poco usuales. Nunca se sabe cuánto se puede aprender de lo oculto:

Museo del Escritor

Único en su tipo a nivel mundial, el museo del escritor es una de esas maravillas secretas de la ciudad en donde se resguardan primeras ediciones de libros, algunas de ellas firmadas por sus autores. En este museo puedes encontrar textos inéditos y algunos objetos -como máquinas de escribir-, de autores como Mario Vargas Llosa, Gabriel García Márquez, Gabriela Mistral, José Saramago, Julio Cortázar, Rubén Bonifaz Nuño, Xavier Villaurrutia, Carlos Pellicer, entre otros más. Además cuenta con una biblioteca de alrededor de 20 mil tomos y una sala de proyecciones donde se exhiben películas basadas en grandes novelas.

Dirección: Faro del Saber Bicentenario / Parque Lira #94, Observatorio

Museo Casa del Poeta Ramón López Velarde

A pesar de estar situado en una de las colonias con mayor afluencia artística, este museo es poco conocido. Es, como su nombre lo indica, la casa del poeta zacatecano, donde permaneció los últimos años de su vida. Aquí se resguardan las bibliotecas Efraín Huerta (con 5,154 volúmenes) y la Salvador Novo (con 6,200 volúmenes) además de un homenaje a López Velarde (que si aún no has leído deberías hacerlo, se trata de uno de los poetas más sofisticados del país).

Dirección: Álvaro Obregón 73, Roma Norte

Museo del Tatuaje

El Museo del Tatuaje abrió sus puertas recientemente, hace poco más de un año. Aquí encontrarás información sobre los tatuadores más importantes del mundo y sus técnicas, algo de la historia del tatuaje, y aparatos viejos que te acercan a la evolución de esta práctica. También exhiben bocetos y dibujos de algunos de los tatuajes más complejos del mundo, y en el espectro nacional podrás conocer a los líderes de esta práctica

Dirección: Insurgentes Sur 221 3er piso, Museo 2do Piso Galería, col. Roma

Cantina-Museo La Faena

La Faena es un sitio privilegiado. Una cantina que hoy se encuentra en un notable desgaste, aunque mucho de eso le da un toque poético. Sus mesas de plástico contrastan con los azulejos de sus pisos, sus techos altos y las cubiertas de elegante y vieja madera que cubren la mitad de sus paredes. Su singularidad más importante es que también funge como recinto museístico con colección permanente. Aquí se exhiben desde maniquíes y elegantes trajes de torero hasta óleos de gran magnitud que muestran escenas de la tradición taurina, que aunque detona reservas en muchas personas, es indudable que fue gran parte de la cultura mexicana de siglos pasados.

Dirección: Calle Venustiano Carranza 49, Centro

Museo Indígena

El museo forma parte de la Comisión Nacional para el Desarrollo de Pueblos Indígenas. Se trata de un lugar especializado para que conozcas el legado ancestral del país. Aquí podrás echar un vistazo a las formas de vida de los distintos pueblos indígenas, aprender a diferenciarlos, tanto por su filosofía como artesanías; conocer algo de su legado de conocimientos herbolarios o su uso de estimulantes para cambiar sus estados de conciencia con motivos sagrados.

Dirección: Av. Paseo de la Reforma 707, Col. Morelos

Museo Casa de María Félix

Una casona en la colonia Moctezuma alberga una colección de objetos pertenecientes a “la doña” icono del cine de oro mexicano: María Félix. Este museo funge también como una especie de ofrenda pues además de los objetos personales se exponen fotografías, cuadros y esculturas de arte que algunos de sus admiradores reunieron con el fin de exhibirse y conocer un poco sobre la intimidad de la diva mexicana. Cada rincón de esta casa cuenta con artículos de su uso personal como collares, bisutería, sombreros, artículos decorativos, y por supuesto sus hermosos vestidos. Incluso hay una capilla con la primera cruz original que tuvo en su panteón.

Dirección: Oriente 166 123, esq. Norte 13, Col. Moctezuma

Museo Casa de la Memoria Indómita

Hay personas que se preguntan si la Guerra sucia en México, aquella que desató la represión del Estado el 2 de octubre de 1968 y el 10 de junio de 1971, sirvió de algo además de incrementar el sufrimiento de los familiares de los desaparecidos. En este sentido, el museo Casa de la Memoria Indómita se creó como un espacio dedicado a la difusión y comprensión del oscuro periodo en donde la persecución política y la desaparición forzada eran las únicas vías para eliminar la oposición al Estado. A lo largo de las salas de exhibición permanente, se puede regresar a los años sesenta y setenta, inmortalizados en vitrinas, sofás y carpetas que bordaron en espera del regreso de hijos y esposos desaparecidos, cuyas fotografías decoran la estancia. Además se cuenta la historia de los desaparecidos políticos de los últimos 40 años, como un reconocimiento a lo que fueron e hicieron por la libertad.

Dirección: Regina 66, Centro

Museo Frida: Juguete Arte Objeto

Se encuentra dentro del Centro Cultural Estación Indianilla y resguarda una gran colección de juguetes creados por nada menos que personalidades como Leonora Carrington, Vicente Rojo, Francisco Toledo, Brian Nissen, José Luis Cuevas, Gilberto Aceves Navarro, Roger Von Guten entre otros más. La exhibición es permanente y proviene de una serie de bienales realizadas a través de los años en la capital.

Dirección: Claudio Bernard 111. col. Doctores

Casa Luis Barragán

En la mayoría de las reseñas sobre la Casa Luis Barragán se alude a su discreta fachada. El prolífico arquitecto mexicano rescató esencias de filosofías milenarias y las adaptó a sus espacios modernistas, un estilo genial que incorporó a su casa de una singular manera. La Casa Luis Barragán es un asentamiento que, visto por fuera, podría pasar desapercibido por su curiosa discreción. Una fachada gris, plana, con algunas ventanas, cuya única diferencia con el entorno es que es más alta que el resto de las casas, sin embargo lo que aguarda adentro es una sofisticada arquitectura que combina elementos tradicionales y vernáculos, considerada por cierto, Patrimonio de la Humanidad.

Dirección: General Francisco Ramírez 12, col. Ampliación Daniel Garza, Tacubaya

Tortas Robles

No es un museo oficial pero sí uno con una emblemática historia que hace merecer el título. El sabor y el histórico que rodean a este negocio es inigualable. Se dice que quienes le dieron fama al lugar fueron los grandes periodistas de décadas pasadas, pues entre ellos y el señor Robles (el difunto y antes encargado de la tortería) se tejió un vínculo cercano que se materializaba cada 1º de septiembre, cuando los presidentes daban su informe y los fotoperiodistas iban a la tortería a escuchar este discurso mientras el señor Robles les preparaba deliciosas tortas gratis. Este noble gesto fue apreciado y, a manera de retroalimentación, los periodistas comenzaron a regalarle fotografías, las cuales poco a poco fueron adornando las paredes del lugar. Si bien hoy son pocas las fotos que tapizan el espacio (y quizás las más emblemáticas), no dejan de dar una increíble dosis de historia mexicana para todo aquél que visita el local.

Dirección: Cristóbal Colón 1 (entre Balderas y Dr. Mora), Centro

En las periferias:

Museo Historia del Títere

Una colección de 350 muñecos fabricados en México, Europa y toda América Latina se exhiben en este recinto que se encuentra en Tepotzotlán. Aquí se exhiben complejas obras de artesanos que van desde el títere de varilla hasta la marioneta. Se puede pensar que el museo va dirigido únicamente a niños pero no es así, pues entrar a este espacio resulta todo una fantasía protagonizada por seres oníricos de cuentos (animales, bailarines, toreros, calaveras, etc.) y quimeras titiriteras con fusiones extrañas. El museo alberga también un teatro para los pequeños.

Dirección: Eva Sámano de López Mateos s/n, Barrio de San Martín, Centro, Tepoztlán, Edo. de Mex.

Museo Casa de Morelos

Un inmueble que data al año de 1747 es, como su nombre lo indica, la casa del insurgente mexicano José María Morelos así como el lugar que presenció su encarcelamiento y fusilamiento. En un principio fungía como casa de alojamiento a los virreyes antes de su llega a la capital de la Nueva España, se trata de un inmueble antiquísimo bastante valioso que hoy es resguardado por el INAH y desde 1933 se considera monumento histórico. En este museo se exhiben objetos personales de Morelos y algunos no tan personales, como la carreta en la que fue transportado hacia su muerte. Además resguarda valiosas piezas arqueológicas y paleontológicas que se han encontrado en la zona, como lo es una increíble osamenta de un mamut hallada en el municipio. Su ubicación, poco conocida, no ha permitido que se publicite como debiera. Los alrededores de este sitio poseen una vista hermosa de la sierra de Guadalupe, donde por cierto hay luciérnagas.

Dirección: Ant. Carr. México-Pachuca Km. 23.5, col. San Juan Alcahuacan, Ecatepec de Morelos, Edo. de Mex.

Puente del Arte

Una de las obras más curiosas del ingeniero Gustave Eiffel en México, el mismo que diseñó la Torre Eiffel en París, es esta estructura que en la época porfiriana fungió como un verdadero puente. Conocido también como el Puente de Fierro, hoy es un recinto dedicado al arte que se encuentra en el municipio de Ecatepec, Estado de México. Con la construcción de un museo aledaño más moderno este lugar pasó a ser una casa de cultura en el que se imparten talleres, conferencias y se promueven principalmente las artes plásticas.

Dirección: Vía José Ma. Morelos, San Juan Alcahuacan, Ecatepec de Morelos, Edo. de Mex.

 

Fuente: mxcity.mx