Blog

Como tratar la piel quemada por el sol

Como tratar la piel quemada por el sol - BalanceVitalSPA

Fuente: Vida y Salud (acebook)

Cuando nuestra piel sufre daños por la exposición al sol es muy importante empezar a tratarla ya que esto puede afectar su salud. Aunque en el mercado existen diferentes tratamientos para prevenir que la piel se queme, cuando la piel ya está quemada lo mejor siempre será aplicar un tratamiento natural que la ayude a restaurar. A continuación te mostramos cómo debes actuar si tu piel se ha quemado por el sol, siempre que la piel no presente ámpulas expuestas.

Mantente en la sombra
Si tu piel se encuentra quemada lo mejor será procurar mantenerte a la sombra, ya que la exposición al sol solo empeorará el problema. Si tienes que salir a algún lado debes buscar prendas que te cubran bien y si es posible proteger el rostro con protector solar y un sombrero.

Agua fría
Cuando la piel sufre daños por el sol una de las primeras cosas que debes hacer es tomar un baño de agua fría para refrescar la zona afectada. En lo posible se debe poner compresas de agua fría durante unos minutos en la zona quemada y así aprovechar su propiedad calmante. Además de esto, es muy importante beber una buena cantidad de agua para evitar las consecuencias de la deshidratación ya que la exposición al sol hace que tu cuerpo pierda agua y sales esenciales.

Té de manzanilla
La manzanilla es una planta con propiedades medicinales calmantes ideales para aliviar el dolor y ardor de las quemaduras.

¿Qué debes hacer?
Prepara una infusión de manzanilla y deja que se enfríe por completo. La puedes guardar en el refrigerador o introducir algunos cubos de hielo para que se enfríe más rápido. Una vez esté bien fría debes aplicarla en la zona afectada utilizando un buen trozo de algodón o una toalla.

Aloe vera
El aloe vera es una de las plantas y tratamientos más utilizados para tratar las quemaduras en la piel, ya que además de aliviar el dolor de la quemadura, también regenera los tejidos y le ayuda a recuperarse más rápido y efectivamente.

¿Qué debes hacer?
Extrae el gel de aloe vera de la planta y aplícalo directamente sobre el área afectada de la piel. También es recomendado como tratamiento interno, bebiendo un licuado de aloe con agua o jugo.

Avena
La avena es ideal para hidratar la piel quemada por el sol, suavizar y restaurar los daños causados tras la quemadura.

¿Qué debes hacer?
Prepara una especie de agua utilizando una buena cantidad de avena en hojuelas mezclada con agua. Aplica la pasta en las zonas afectadas de la piel haciendo suaves masajes, deja actuar durante unos minutos y retírala con agua fría.

Recuerda
La mejor forma de evitar las consecuencias de las quemaduras por el sol es evitándolas. Para esto es muy importante que tomes medidas previas como la utilización de protector solar, el consumo de agua diario, la buena hidratación de la piel, la buena dieta, la exfoliación y la limpieza diaria.

Deja un comentario